Soy todo metálico, entero

Análisis de Call of Duty: Black Ops 3

Por Senduk el

Activision acude a su cita anual con Call of Duty y en esta ocasión el turno recae en Treyarch para su desarrollo, cuyas creaciones han sido las más queridas por los usuarios y mejor valoradas por la crítica en estos últimos años.

Call of Duty: Black Ops 3 es la entrega más completa de la saga hasta la fecha, cuenta con modo campaña, que puede ser jugada con hasta 3 compañeros a la vez, campaña modo pesadilla, minijuegos, un modo parkour, modo zombis y multijugador. Treyarch ha escuchado a los jugadores y continúan el excelente trabajo de Black Ops 2, sobre todo si nos centramos en el modo multijugador, que además de añadir novedades jugables como los especialistas, elimina de un plumazo todo lo que no había calado en las últimas entregas, como los mapas enormes donde los combates transcurren a distintas alturas, los malos respawns y los dobles saltos.

Call of Duty®: Black Ops III_20151215131452

Antes de comenzar a diseccionar cada apartado del juego me gustaría aclarar el tipo de valoración que podéis leer. Como es habitual en las últimas entregas, prácticamente todo el peso del juego recae en el apartado multijugador y modo zombis, esto no es necesariamente malo, sino que se han ido perfeccionando estos apartados en detrimento de la campaña. Es cierto que nos gustaría volver a vivir campañas tan emocionantes como la de Call of Duty 2, pero si la saga ha evolucionado así, no es justo valorar al juego por lo que no es o no tiene y he decidido valorar ese aspecto tan mermado como un complemento más a un excelente juego multijugador que puede darte las horas de diversión que desees. Por lo tanto quiero dejar claro que si buscas una buena campaña, Call of Duty: Black Ops 3 no es tu juego.

El modo multijugador consta de las categorías de arena, en el que se compite por ascender en el ranking de jugadores y tener la opción de participar el torneo Call of Duty World League, la categoría de partida local, para practicar con bots, las partidas privadas, para participar únicamente en partidas con amigos y las partidas públicas, donde seguramente pasemos la mayor parte del tiempo, encontraremos jugadores de cualquier parte. Dentro de todas estas categorías podemos encontrar numerosos modos de juego habituales en la saga, son: Duelo por equipos, Dominio, Contra todos, Juego de armas, Enlace, Punto caliente, Baja confirmada, Demolición, Guerra terrestre, Buscar y destruir, Foso del caos, Partidas en modo extremo, Tomar la bandera y Salvaguarda, este último es el único modo que se introduce este año, en el que un equipo debe escoltar un robot para que llegue al otro extremo del mapa mientras que el otro equipo lo impide.

Respecto a los mapas, Treyarch vuelve a ofrecernos los mejores escenarios, tanto en su diseño como en su equilibrio para los dos bandos y para ser jugados en cualquier modo de juego. Además de un sistema de respawns verdaderamente bueno, estos se han modificado respecto a la beta que pudimos jugar en verano y ahora no será tan fácil concentrar a los enemigos en una zona del mapa. La cantidad de mapas es más que aceptable y apenas un par de ellos en lo personal no terminan de convencerme.

Call of Duty®: Black Ops III_20151215132452

Con todo esto, Call of Duty vuelve a los orígenes del multijugador frenético, pero además añade numerosas novedades, como los especialistas y su personalización. Cada especialista contará con dos rachas a elegir, esta racha se obtiene en la partida independientemente de si se muere o no, nos da cierta ventaja con armas potentes como un arco, un lanzagranadas, un lanzallamas o una especie de rifle taser o puede ayudarnos duplicando la puntuación de cada objetivo, tener una visión de la situación del enemigo, un chaleco que aumenta la defensa, etc. estas rachas de especialista sólo durarán cierto tiempo. A estos especialistas se le pueden desbloquear trajes y cascos que modifican su apariencia.

Los movimientos del personaje toman prestado el arrastrarse por el suelo que introdujo Advanced Warfare, además podremos impulsarnos durante cierto tiempo y correr por paredes verticales, todo ello con una simplicidad que no tenía la anterior entrega y en zonas muy puntuales de cada mapa.

Las armas también han sido equilibradas respecto a la beta y no hay ninguna que destaque demasiado por encima del resto, contamos, como es habitual, con subfusiles, fusiles, escopetas, pistolas, cuchillo, granadas de ataque y de defensa, tomahawk, lanzacohetes y rifles de precisión. Todas ellas pueden personalizarse con camuflajes y con pinturas, estas se personalizan en el taller de pintura, permitiendo realizar aspectos que lucen muy bien en las partidas, se espera que se puedan compartir con el resto de jugadores próximamente. También podemos subir el prestigio del arma para ver el nick del clan o el contador de bajas.

El sistema de 11 prestigios (por el momento) de 55 niveles cada uno es otro incentivo a desbloquear, aparte de los logros en los combates por el que obtendremos tarjetas de visita y criptos (estos se obtienen simplemente jugando) y que podemos canjear en el mercado negro por suministros comunes (10 criptos) o suministros raros (30 criptos), estos nos darán diferentes camuflajes, trajes, emblemas, pinturas, tarjetas de visita, modificación de accesorios y acciones de especialistas, como saludos o humillaciones que se pueden ver si al finalizar la partida tu equipo ha ganado y te encuentras entre los 3 mejores jugadores. Con la última actualización en el prestigio maestro podemos alcanzar hasta el nivel 1000, además se ha incluido un sistema de pago para obtener suministros, aún es pronto para saber si estos contarán con armas que desequilibren los combates, cosa que esperemos no ocurra.

Call of Duty®: Black Ops III_20151219170821

El modo zombis, junto al multijugador forman el núcleo del juego, aunque este modo sólo cuenta con un mapa, este resulta el más elaborado y complejo hasta la fecha, se trata de «Shadows of Evil», cuyo desarrollo llevó 3 años. El modo incorpora una nueva historia con 4 nuevos personajes y nuevas armas. Con una ambientación de los años 40, ahora cuenta con un sistema de rangos que permiten desbloquear las armas que podemos comprar en el escenario o el paquete de chicles que nos puede tocar en las máquinas repartidas por el mapa, estos permiten recargar más rápido, tener una vida extra, etc.

Mientras que el contenido multijugador es muy amplio e invertimos tantas horas como podamos, el único mapa para del modo zombis puede acabar sabiendo a poco. El pase de temporada, que ya cuenta con el mapa de zombis «The Giant«,  incorporará los habituales 4 packs de 4 mapas multijugador y 1 de zombis cada uno, además del mapa «Nuk3town», que próximamente estará disponible para todos los jugadores.

El aspecto más negativo del juego recae en su modo campaña, que a pesar de haber introducido un mapeado más extenso con varias vías para avanzar, no llega a engancharnos en ningún momento, su historia es demasiado compleja y no continúa la trama de sus anteriores entregas. Tampoco innova en su jugabilidad y a pesar de poder jugarse con amigos no divierte. En este aspecto pierde bastante respecto a Advanced Warfare. A favor cuenta con un último nivel de dificultad en el que mueres de un disparo, un buen reto para quienes se atrevan con ello.

La campaña también añade un sistema de progresión de armas similar al multijugador, desbloqueando accesorios y camuflajes realizando bajas con el arma. En la sala previa a iniciar misiones contamos con un espacio en el que equiparnos, desbloquear habilidades y acceder a minijuegos.

En cuanto al apartado técnico, este brilla en todos sus modos de juego, con 1080p de resolución y 60 fps (en consolas next-gen) este punto es verdaderamente notable en títulos de esta categoría, el control y la respuesta a los movimientos es prácticamente perfecto y su apartado sonoro vuelve a sorprendernos con geniales recreaciones para cada arma y explosiones. También destacar los chascarrillos de los especialistas, aún pudiendo parecer algo “tontos” te sacan una sonrisa.

Análisis basado en la versión de PlayStation 4.

Call of Duty: Black Ops 3 cumple los deseos de los fans de la saga, se convierte en la referencia de experiencia multijugador, con las partidas más divertidas y equilibradas que podemos encontrar en un juego actual del género. Vuelve el mejor modo zombis, aunque este apartado puede resultar escaso si no adquieres el pase de temporada y cuenta con una campaña bastante decepcionante, que en mi experiencia resulta ser un simple complemento al juego que no influye negativamente a las incontables horas de diversión que ofrece el multijugador.

Deja un comentario